El unionense José Joaquín Hernández recogió la máxima distinción que otorga el Festival Internacional del Cante de las Minas. El certamen reconoce así toda la trayectoria de Hérnandez, impulsor del mismo premio que recibió hoy en el Salón de Actos de la Casa del Piñón. Con el “Castillete de Oro” se reconoce la colaboración incansable de José Joaquín Hernández con el festival, en el que ha colaborado durante décadas. Además, el unionense fue una de las figuras que ideó e impulsó el reconocimiento de internacionalidad para el certamen, contribuyendo a la difusión del mismo por todo el mundo.

Hernández recibe de López Milán su distinción como Castillete de Oro

“El principal logro del festival es haberlo convertido en la principal referencia del flamenco en el mundo. La Unión y su certamen son el mejor depósito de la cultura flamenca, y debemos de seguir trabajando porque siga siendo así”, aseguró Hérnandez, emocionado al recoger el galardón. En su discurso, el galardonado hizo hincapié en la necesidad de llevar el flamenco a los colegios del municipio, de hacerlo atractivo para las nuevas generaciones. El Castillete de Oro 2018 también quiso recordar a figuras destacadas como Paco Ícaro, Asensio Sáez o Pencho Cros.

Durante la entrega se proyecto un video en que se repasó su relación con el festival y en el que participa Yoko Komatsubara, bailaora flamenca que contribuyó a la difusión mundial del certamen. “Mi obsesión era traer Japón a La Unión. El país asiático es uno de los que tiene más afición en el mundo. Y ese paso era clave para conseguir el reconocimiento internacional”, afirmó Hernández.

En el mismo escenario, en la Casa del Piñón, también se ha hecho entrega del galardón “Carburo Minero” a la Rondalla del Hogar de la 3ª Edad de La Unión. Poco después de su constitución y hasta este misma edición del festival, se han subido al escenario de la Catedral del Cante para interpretar, entre otras piezas, el Himno del Festival. Con la entrega de este premio, se reconoce a la Rondalla, compuesta por vecinos del municipio, como parte indispensable del festival.

La Rondalla recibe su distinción

Esta tarde, también ha tenido lugar el Homenaje al Minero, reconocimiento que ha recaído sobre Antonio Belchí, unionense que trabajó desde los 12 años en la mina, a la que dedicado gran parte de su vida. Por su parte, Ana López Ramón recibió el Homenaje a la Viuda del Minero, su marido Gabriel Gil.

Ana López, entre flores, con la placa de manos de López Milán

 

Además, Pedro Ojesto ha presentado el libro “Las claves del flamenco”, un libro en el que músico y miembro del jurado del festival, hace un análisis musical del flamenco. Ojesto también incluye una recopilación de los hechos trascendentes en la historia de este arte.

Ojesto tras la presentación de su libro con López Milán y Gamboa

Por último, en “Las claves del flamenco” se indaga sobre las peculiaridades de los distintos palos. En unos meses, la obra de Ojesto se publicará en lengua inglesa, lo que contribuirá a que el arte jondo sea todavía más conocido más allá de nuestras fronteras.

Belchí, junto a su familia, recibe el homenaje de la Fundación Cante de las Minas

En esta jornada vespertina, también se presento la publicación oficial del Festival “Lámpara Minera”, a cargo del responsable de comunicación del festival, José Francisco Galiano. La revista incluye más de una veintena de artículos, entre los que se incluye reportajes y entrevistas a las figuras destacadas de esta edición, como Diana Navarro, Arcángel o el “Castillete de Oro”, José Joaquín Hernández. Además, la portada de la publicación hace un guiño al trovo, con el cartel del Concurso de Trovos, elaborado por Hernández Cop.

68