5 abril, 2024

El periodista, que se incorpora al equipo del Festival Internacional, ha visitado esta mañana en Portmán algunos de los escenarios que inspiraron su primera novela, ‘La Maldición de la Casa Grande’

Para un escritor, la inspiración puede aparecer en cualquier momento: en un paisaje que queda grabado en la retina, en una anécdota que despierta la curiosidad, o en una historia que merece ser recuperada y contada. Todos estos fueron los factores que confluyeron para motivar a Juan Ramón Lucas a escribir su primera novela, ‘La Maldición de la Casa Grande’, una obra inspirada en la historia de Miguel Zapata, el Tío Lobo, que hizo que el periodista y el pueblo minero quedaran conectados para siempre.

El periodista ha tenido esta mañana la primera toma de contacto como embajador del Festival Internacional del Cante de las Minas, que este año respalda a nivel institucional, audiovisual y de comunicación para contribuir a su proyección mediática, y que hará que el periodista tenga en La Unión su sede en los próximos meses. Ha aprovechado para recorrer, junto al alcalde de La Unión, Joaquín Zapata, algunos de los escenarios que quedan reflejados en la novela, paseando por las calles de Portmán y recordando el flechazo que sintió con la Sierra Minera. “Cuando llego aquí, me siento como si estuviera en casa”, afirmó durante la visita.

Desde el nuevo mirador del Puerto de Pescadores ha contemplado la bahía y el paisaje minero, haciendo después una parada obligada a la ‘Casa Grande’, ubicando a sus personajes y haciendo un guiño a la historia que allí se forjó y que ha puesto en valor en este libro.

5 abril, 2024

El periodista, que se incorpora al equipo del Festival Internacional, ha visitado esta mañana en Portmán algunos de los escenarios que inspiraron su primera novela, ‘La Maldición de la Casa Grande’

Para un escritor, la inspiración puede aparecer en cualquier momento: en un paisaje que queda grabado en la retina, en una anécdota que despierta la curiosidad, o en una historia que merece ser recuperada y contada. Todos estos fueron los factores que confluyeron para motivar a Juan Ramón Lucas a escribir su primera novela, ‘La Maldición de la Casa Grande’, una obra inspirada en la historia de Miguel Zapata, el Tío Lobo, que hizo que el periodista y el pueblo minero quedaran conectados para siempre.

El periodista ha tenido esta mañana la primera toma de contacto como embajador del Festival Internacional del Cante de las Minas, que este año respalda a nivel institucional, audiovisual y de comunicación para contribuir a su proyección mediática, y que hará que el periodista tenga en La Unión su sede en los próximos meses. Ha aprovechado para recorrer, junto al alcalde de La Unión, Joaquín Zapata, algunos de los escenarios que quedan reflejados en la novela, paseando por las calles de Portmán y recordando el flechazo que sintió con la Sierra Minera. “Cuando llego aquí, me siento como si estuviera en casa”, afirmó durante la visita.

Desde el nuevo mirador del Puerto de Pescadores ha contemplado la bahía y el paisaje minero, haciendo después una parada obligada a la ‘Casa Grande’, ubicando a sus personajes y haciendo un guiño a la historia que allí se forjó y que ha puesto en valor en este libro.